¿Qué hacemos?

La actividad financiera del Banco de Crédito Cooperativo se orienta al servicio de todos los sectores económicos y de población, atendiendo las necesidades y demandas de financiación, ahorro e inversión de los socios y clientes de sus cajas rurales accionistas, realizando toda clase de actividades, operaciones y servicios propios del negocio de banca en general, sin olvidar las necesidades de financiación, ahorro e inversión de la economía familiar, de los profesionales y autónomos y de la pequeña y mediana empresa. Además, dedica una atención especial a los sectores productivos locales, a la economía social y en especial al sector agroalimentario.

Como cabecera del Grupo Cooperativo Cajamar, sus objetivos se basan en la mejora del servicio a sus clientes, el establecimiento de políticas comunes, la estabilidad financiera de las entidades que lo integran, la representación ante los organismos reguladores, y el mejor cumplimiento de los objetivos de negocio y de las exigencias normativas. De esta manera, el BCC continúa con la trayectoria y forma de hacer que ha situado al Grupo Cooperativo Cajamar como el primer grupo cooperativo de crédito español.

La realidad de este compromiso, junto a una adecuada estrategia de diversificación, crecimiento y expansión ha hecho que el BCC sea considerado una entidad innovadora, eficiente y emprendedora, con un modelo de gestión multicanal que combina las tecnologías más avanzadas y la atención personal y directa a través de la red de oficinas del Grupo Cooperativo Cajamar.